• El UCAM Murcia gana 4-3 al Real Oviedo en una vibrante eliminatoria de Copa del Rey
  • Vicente, magistral, marcó el gol definitivo en el tiempo extra
  • Los universitarios consiguen así cerrar una vieja herida que se abrió en el Carlos Tartiere hace dos temporadas, también en el torneo del KO
09 Septiembre 2016
El UCAM Murcia gana 4-3 al Real Oviedo en una vibrante eliminatoria de Copa del Rey

El Universidad Católica de Murcia Club de Fútbol pudo, después de dos años, sacarse la espinita que aún llevaba clavada desde la eliminación copera en el Carlos Tartiere. Las similitudes hacen, además, que el sabor de boca sea aún más dulce tras el 4-3, resultado que se dio tras otra prórroga. Esta vez fue Vicente quien decantó la balanza del lado azul y dorado con un gol desde fuera del área cuando el partido parecía abocado a la tanda de penaltis. Antes, los de Salmerón habían conseguido ponerse 3-1 y el Real Oviedo igualó 3-3 en el tiempo añadido.

Fue, a todas luces, un choque vibrante cuyo comienzo pareció indicar todo lo que los aficionados iban a disfrutar. En apenas diez minutos, los universitarios mostraron el hambre de Copa del Rey que tenían y gozaron de ocasiones para abrir el marcador. Nono casi lo consigue en una jugada personal que sacó un defensa en la línea de gol y luego Albizua golpeó un potente chut en el larguero. Sin embargo, y a pesar del buen arranque, fue Linares, cuya alargada sombra no deja dormir bien al UCAM Murcia desde la eliminatoria de hace dos años, quien rompió el empate a cero aprovechando un balón muerto en el área.

El 0-1 no amilanó al cuadro local, que siguió atacando. El empeño dio buen resultado, pues unos minutos después Nono, que estrenaba capitanía ante las ausencias en el once de Góngora, Fran Pérez, Biel Ribas y Sergio Mora, cazó un balón rechazado por Esteban para igualar el partido. Los universitarios seguían creyendo en sí mismos y se encontraban cómodos sobre el verde de La Condomina. Pasada la primera media hora de juego, una jugada de balón parado que llegó desde una banda sirvió para que Juande adelantara al UCAM Murcia 2-1. Antes del descanso, Pereira dio un susto al estrellar un disparo en el larguero defendido por Fernando.

Tras el descanso, y ya con los primeros cambios en el césped, emergió en ataque la figura de Tito. El mediocentro primero disparó tras una dejada de Juanma, que debutaba. Erró el tiro, pero afinó la puntería poco después al cabecear un centro para hacer el 3-1. Los de Salmerón se encontraban, ahora más que nunca, muy cómodos en el terreno de juego y parecían dominar un choque con un resultado muy favorable. Los cambios dieron frescura pero el partido tenía visos de acabar así... hasta que apareció Michu. 

El delantero ovetense, ya en la recta final, aprovechó un balón rechazado por Fernando para acortar distancias, y ya en el tiempo añadido, cabeceaba un centro en un saque de falta para igualar la contienda a tres goles y llevar la eliminatoria a la prórroga.

El Real Oviedo comenzó a recuperar sensaciones mientras que el UCAM Murcia debía sobreponerse a un golpe moral muy fuerte tras el empate a 3. Sin embargo, el vencedor de los primeros instantes del tiempo extra fue el cansancio: ninguno de los dos contendientes parecía tener fuelle como para amordazar al rival. En esas, y mientras la grada resoplaba de los nervios pensando en un emocionante desenlace en la tanda de penaltis, Vicente culminaba su gran partido con un gol a falta de diez minutos tras un disparo lejano que golpeó en un zaguero visitante. Quisieron los de Fernando Hierro empatar, y así lo intentaron, pero los universitarios mantuvieron los dientes apretados hasta el final para dejar el resultado en 4-3 y cerrar una vieja herida.

Ficha técnica:

Alineaciones:

UCAM Murcia: Fernando, Tekio, Hugo Álvarez, Jona (Juanma, 50'), Collantes, Nono (c) (Pere Milla, 77'), Morillas, Albizua, Juande (César Remón, 61'), Vicente y Tito.

Real Oviedo: Esteban (c), Johannesson, Vila (Lucas Torró, 73'), Michu, Linares (Toché, 67'), Pereira (Susaeta, 67'), Christian Fdez., Peña, Alaniz, Edu Bedia y Óscar Gil.

Árbitro: Guillermo Cuadra Fernández, balear. Amonestó a los locales Tito (75') y César Remón (108'); y a los visitantes Vila (43'), Edu Bedia (74') y Christian Fernández (108').

Goles: Linares, 23'. Nono, 26'. Juande, 33'. Tito, 63'. Michu, 83' y 93'. Vicente, 110'.

Observaciones: Partido correspondiente a la 2ª ronda de la Copa del Rey, eliminatoria a partido único. 2964 espctadores en La Condomina.