• Juanma empata al final con un gol de fe tras varios rechaces. Antes, Imaz había acortado distancias con un trallazo desde fuera del área.
  • El Cádiz se adelantó y en el minuto 13 ya ganaba 2-0 con goles de Aridane y Santamaría
  • Los de Salmerón fueron un vendaval en la segunda parte
23 Octubre 2016
Juanma empata al final con un gol de fe tras varios rechaces.

Se sucedían los rechaces en el área pequeña. Era el último minuto y el balón parecía moverse a cámara lenta entre el ímpetu de futbolistas vestidos de blanco y el miedo a encajar el empate de los que jugaban ataviados de amarillo. El esférico salpicó agua caída durante los 90’ minutos anteriores cuando cayó al verde, y entre la lluvia apareció una bota, la de Juanma, para empujarlo a los brazos de la red de la portería local y llevar el delirio al equipo visitante.

Fue el premio a quien nunca dejó de creer que podía llevarse algún punto del Ramón de Carranza, a pesar de que un Cádiz súper efectivo consiguió ponerse 2-0 en el minuto 13 de la primera parte después de un remate de cabeza de Aridane en un saque de esquina y de un golpeo sensacional desde la frontal de Santamaría, muy cerca del poste, al que Fernando no pudo llegar.

Después prácticamente desapareció el conjunto local. Poco a poco fue viéndose superado por un UCAM Murcia que quería tener el balón y ser dominador de un partido que perdía demasiado pronto por dos acciones aisladas que le pillaron con el pie cambiado. A pesar de controlar la posesión del esférico -al final los de Salmerón tuvieron casi un 60%- seguía faltando un poco de claridad para llevarlo a las botas de los delanteros y generar peligro sobre Alberto Cifuentes. 

Tras el descanso, una jugada entre Morillas, Imaz y Juanma mostró las credenciales del UCAM Murcia: quería el empate a toda costa. Lástima que el disparo final del 18 universitario se estrelló en la defensa. Santamaría dio la réplica poco después pero su volea se marchó demasiado alta. Fue la penúltima de un Cádiz que comenzó a dar pasitos hacia atrás ante el ímpetu visitante.

Junto a la iniciativa en el juego, los de Salmerón adelantaron la presión y comenzaron a robar balones en los metros de creación gaditana, liderados por un inteligente Sergio Mora y un batallador Tekio. A pesar de ello seguían faltando las ocasiones, y el Cádiz gozó de la última oportunidad con un disparo al primer palo que Fernando salvó con una gran mano.

A partir de ahí, monólogo universitario. Cada pocos minutos se sucedía un centro al área en busca de los delanteros y de un improvisado 9 que comenzaba a sumarse al ataque con asiduidad: Fran Pérez. Así, y después de que el árbitro perdonara la expulsión a Aridane por una falta sobre Collantes cuando se iba solo ante Alberto, llegó el cabezazo al palo de Juanma, preludio del vendaval que se le venía encima al Cádiz.

Los de Salmerón jugaban en campo contrario y evitaban que los gaditanos pasaran de la línea de centro mientras buscaban acortar distancias desesperadamente. Morillas, Colgantes, Vicente y Tekio se descolgaban cada pocos segundos para poner centros al área que la zaga local despejaba con dificultades. A falta de 10 minutos para el final, Jesús Imaz encontró un esférico en la frontal para llevarlo a la portería con un buen disparo que hizo inútil la estirada de Alberto Cifuentes. 

El 2-1 dio aún más motivos para creer en el empate. Llegó entonces el recital de Fran Pérez, que tuvo hasta cuatro ocasiones para igualar el marcador -incluso tuvo un mano a mano en la primera parte con el meta local- con disparos a puerta y remates de cabeza precedidos de acciones por ambas bandas. Después de sus aproximaciones y un disparo de Natalio que rebotó en la defensa, una serie de rechaces en el área dejó el balón muerto cerca y Juanma apareció entre la lluvia para empujarla y empatar el encuentro en el último suspiro.

Al final premio justo -o injusto dada la cuenta de las ocasiones y de los balones al área- para un equipo que jamás dejó de creer en sus posibilidades y que sigue dando motivos para confiar y tener fe.

Ficha técnica:

Alineaciones:

Cádiz: Alberto, Carpio, Aridane, José Mari, Santamaría (Nico, 68’), Álvaro, Carlos Calvo, Oliván (Servando, 37’), Sankaré, Rubén Cruz y Abdullah (Abel, 57’).

UCAM Murcia: Fernando, Tekio, Hugo Álvarez, Fran Pérez, Jona (Natalio, 66’), Collantes (Vicente, 74'), Sergio Mora, Morillas, Kitoko, Imaz y Juande (Juanma, 41’).

Goles: Aridane, 8’. Santamaría, 13’. Imaz, 80'. Juanma, 90'.

Árbitro: Eiriz Mata, gallego, amonestó a: Sergio Mora (27’), Fran Pérez (38’), Aridane (66’). Expulsó a Carlos Calvo por doble amarilla (59' y 85').

Observaciones: unos 8.500 espectadores en el Ramón de Carranza. Llovió durante todo el partido.