02 Enero 2015

El entrenador universitario señala en la primera rueda de prensa del año 2015 que no le preocupa tener al Cádiz cerca: “no tenemos presión, hay que seguir pensando en nosotros con la misma ilusión de la primera vuelta”

_MG_3039 (3)

El Universidad Católica de Murcia Club de Fútbol se enfrentará el próximo domingo (17 horas) al CD El Palo en el encuentro correspondiente a la decimonovena jornada del grupo IV de Segunda División ‘B’.

Para este partido, Eloy Jiménez no podrá contar con el extremo Víctor, que arrastra molestias musculares desde la vuelta de vacaciones y que, por tanto, no podrá ir convocado. En cuanto a los demás futbolistas, el técnico hellinero afirma que “todos han venido muy bien de peso”.

El rival, el CD El Palo, llega en la novena posición de la tabla con 24 puntos y nada menos que 12 empates, siendo el equipo del grupo IV que más tablas ha firmado en lo que va de temporada. “Es un rival complicado, que junto con nosotros es el que menos partidos ha perdido. Es difícil, tiene mucho orden y es competitivo. Aunque en su campo es un rival más difícil, fuera de casa ha empatado en Cádiz y en Jaén. Vendrá a hacer su partido, a intentar ponerse por delante y jugar con el tiempo”, afirma Eloy Jiménez. Además, el hellinero señala que jugar en La Condomina es un factor favorable de cara al domingo: “nosotros jugamos en casa, tenemos que intentar volver a ganar aquí, hacernos fuertes y afrontar la segunda vuelta con esa garantía y esa diferencia de puntos que nos permitan conseguir pronto el objetivo de la permanencia”.

En cuanto a los cinco empates consecutivos que ha cosechado el equipo, Eloy afirma que “no tenemos ansiedad. Cuando no se puede ganar, lo importante es sumar. Sí es verdad que se nos han escapado puntos en casa que podíamos haber conseguido, pero creo que el equipo hizo todo para ganar”.

El Cádiz, cerca

El equipo andaluz recibe en casa al Arroyo CP este fin de semana después de situarse a tres puntos del UCAM Murcia CF. Sin embargo, Eloy se muestra tranquilo: “eso no nos preocupa. El Cádiz y el Jaén son grandísimos equipos, están hechos para ser campeones y nosotros no tenemos ningún tipo de presión, hay que seguir pensando en nosotros, teniendo la ilusión de la primera vuelta. Así, al final de la temporada tendremos un resultado bonito”.