13 Junio 2015
  • El entrenador universitario reconoce que "poco se puede hacer cuando el balón no quiere entrar".

El Universidad Católica de Murcia no jugará la tercera y última eliminatoria por el ascenso a la Liga Adelante después de caer eliminado en una eliminatoria en la que lo único que le ha faltado al conjunto local ha sido el gol: “Hemos tenido ocasiones para haber hecho más goles, pero poco se puede hacer cuando la pelota no quiere entrar”. Por eso, el técnico hellinero felicitó al equipo por “hacer una gran eliminatoria. Hemos tenido más posibilidades de pasar que de caer eliminados. Conforme estaba el partido era para irnos a la prórroga. El equipo lo ha dado todo en un encuentro con dos grandes equipos con excelentes futbolistas. De diez en todos los aspectos: Copa, Liga y playoffs”. Durante la primera mitad, la intensidad ha sido la gran protagonista por parte de ambos equipos. Sin embargo, en la segunda parte, propiciado por el calor, ambos conjuntos han apostado por defender en grupo. “Los dos equipos llevamos mucha competición. Copa del Rey, Liga, playoffs… Ellos son jóvenes con mucha fuerza y también han estado cansados", asegura. El entrenador universitario agradeció el trato dispensado a cada uno de las personas que forman parte del club, "al presidente y su familia, directivos, cuerpo técnico, jugadores, empleados, afición y prensa”, entre otros, a lo largo de toda la temporada.