Tras padecer en la primera parte los triples del Bayern Munich, los murcianos hicieron sufrir a los alemanes en la recta final del encuentro (92-84)

19 Octubre 2016
Foto: Matthias Stickel

El UCAM Murcia visitaba el Audi Dome para afrontar la segunda jornada de Eurocup en uno de los compromisos más complicados de la primera fase. Tras sufrir el acierto de los alemanes desde la larga distancia, cerrando la primera parte con 12 triples, los de Óscar Quintana reaccionaron en la segunda mitad llevándose el parcial por 19 puntos. Sin embargo, el hándicap de los dos primeros cuartos fue demasiado y la victoria se quedó en Munich por 92 a 84. El más destacado de los murcianos fue Facundo Campazzo con 26 de valoración, bien secundado por los 18 puntos de Antelo y los 15 de Ovie Soko.

El Bayern empezó el partido con una gran efectividad en sus ataques y transcurridos los 3 primeros minutos habían abierto una brecha de 7 puntos de ventaja (10-3). El arbitraje tampoco ayudaba y tras el tiempo muerto de Óscar Quintana el UCAM Murcia entraba en bonus, con Marcos Delia acumulando 2 faltas personales. Los alemanes mantenían el 100% en sus lanzamientos pese al paso de los ataques y no dejaban opciones a los universitarios de remontar (21-6). Los murcianos comenzaron a sumar desde la larga distancia y amenazaron con recortar en la recta final pero la diferencia se mantuvo estable para los alemanes (32-16).

Pese al parón entre los dos cuartos los alemanes siguieron manteniendo su efectividad desde la larga distancia y con 6 de 6 en triples alargaban todavía más la diferencia a su favor (40-18). Los murcianos planteaban una defensa en zona 2-3 para intentar frenar el ciclón del Bayern y, pese a los triples de los locales, mantenían la diferencia estable (48-25). Sin embargo, el UCAM Murcia no encontraba ninguna respuesta para los 12 triples de 15 intentos del Bayern de Munich, estirando la diferencia hasta los 62 a 35 que reflejaba el marcador al descanso.

Tras el descanso el UCAM Murcia consiguió frenar la ofensiva de los locales durante los primeros minutos, dejando la anotación en 1-3 al principio del mismo (63-38). Los triples de Antelo y los 16 puntos de Facundo Campazzo ponían el parcial del tercer cuarto a favor de los murcianos mientras que el Bayern perdía fluidez ofensiva y efectividad de cara al aro. La aparición de Nemanja Radovic y la mejora en la defensa de los murcianos (dejando al Bayern en 13 puntos), acercó a los universitarios hasta el 75-53. 

En el último cuarto el acierto desde la larga distancia de Soko y el ritmo impuesto por Facu acortaron la diferencia por debajo de los 20 (79-62). El UCAM Murcia trataba de imponer un ritmo de juego alto lo que le permitía correr la pista y forzar pérdidas del Bayern. La apuesta de Óscar Quintana de jugar con Soko de 4 y sin pívot puro permitió jugar más veloz a los murcianos y remontar poco a poco el average. Del 89 a 66 con 4 minutos para el final favorable a los alemanes se pasó al 89 a 84 gracias al buen hacer de Soko y Antelo, sumados a la actividad en los dos lados de la cancha de Sadiel Rojas. El parcial de 0-18 metió el miedo en el cuerpo a los locales con 30 segundos restantes pero, tras no fallar desde el tiro libre, terminaron llevándose el partido. Sin embargo el UCAM Murcia peleó el partido hasta el final y mejoró en gran medida su average. El marcador final sería 92 a 84 con Facundo Campazzo con 20 puntos y 12 asistencias como hombre más destacado en los universitarios.