27 Junio 2005




Fue uno de los partidos más emocionantes que se recuerdan en la últimos tiempos, y desde luego la final más igualada de toda la historia de la ACB.


A falta de menos de un minuto el Tau plantaba cara al Real Madrid con 8 puntos de ventaja, pero éste no se achantó y finalmente volcó el marcador a su favor con un imposible triple de Alberto Herreros.

fuente

María Mouliaà, Polaris World C.B. Murcia