09 Diciembre 2012

El UCAM Murcia tuvo cerca la victoria en el Buesa Arena (87-83)


El conjunto de Óscar Quintana, que no pudo contar con Marcus Lewis por lesión, le plantó cara a todo un Caja Laboral y se quedó a las puertas de dar la sorpresa. José Ángel Antelo (22 valoración) y Berni Rodríguez (20 valoración), fueron los más destacados por la parte visitante.

Después de una larga semana, intentando mejorar los errores que se cometieron en Málaga y recuperando los jugadores con molestias, el UCAM Murcia afrontaba su segunda salida consecutiva en el Buesa Arena contra el Caja Laboral.

El encuentro comenzó con el equipo de Óscar Quintana muy enchufado. Con la novedades de Antelo y Tillie, que sustituía a Marcus Lewis por lesión, en el quinteto inicial. En ataque, Berni Rodríguez y Matt Gatens, corriendo la pista y lanzando de tres, ponían a su equipo por delante. José Ángel Antelo, abriendo el campo, también estaba acertado desde la línea de 6,75, y muy intenso en el rebote.

Quizás este último apartado mermó la diferencia con la que el UCAM Murcia afrontó el segundo periodo (21-27). Una ventaja que se diluyó con un inspiradísimo Fabien Causeur, que en menos de 6 minutos anotó 11 puntos y le dio la vuelta al marcador. Cuando parecía que el equipo murciano podía quedarse atrás, los triples de Antelo, Miso y Franch, junto con una gran actuación de Joe Ragland, lo mantuvieron con opciones. Los equipos se marchaban al vestuario con un 48-42 en el marcador. Significativa la diferencia en el rebote, 21 locales por 8 tan solo por parte del UCAM Murcia.

En la reanudación, el conjunto local tomó distancias. Bjelica y Lampe, llevaban a su equipo por encima de la barrera de los 10 puntos. Pero una reacción del equipo de Óscar Quintana, permitió pelear de nuevo por el partido. A Berni Rodríguez y Antelo, se unieron en la anotación, David Barlow, que mejoró con respecto a la primera parte, y Joe Ragland.

En el último periodo, el UCAM Murcia se puso por delante en el marcador faltando menos de cinco minutos para el final. Justo cuando podía distanciarse, llegaba de nuevo el acierto de Fabien Causeur, que fue el mejor de su equipo, y el que apareció en los momentos claves para darle la victoria. Las opciones del UCAM Murcia, se desvanecieron, cuando Nemanja Bjelica clavó un triple y acto seguido Oleson hizo un dos más uno, que sentenció el encuentro a falta de un minuto. El resultado final fue de 87-83 para el Caja Laboral. El UCAM Murcia se quedó a las puertas de hacer historia, ganando en una de las canchas inexpugnables hasta el momento por parte del club murciano.
fuente

Comunicación UCAM Murcia