16 Septiembre 2011




Los jugadores del UCAM Murcia han aprovechado la tarde del viernes para descargar adrenalina. Los once miembros de la primera plantilla han acudido al centro comercial Nueva Condomina para participar en una guerra de almohadas. Una terapia para olvidar la dura pretemporada y compartir un buen rato con la afición. Tras la batalla, los jugadores del conjunto murciano se han ubicado en una mesa para firmar autógrafos.

Más de 500 personas han obtenido la firma de sus ídolos y algunos han aprovechado la ocasión para obtener su abono de temporada ya que el club universitario montó durante todo el día un stand en el centro comercial, desde donde los que lo desearan, oficializaran el abono para la temporada 2011/2012.
fuente

Club Baloncesto Murcia, S.A.D.