16 Enero 2009

El técnico sabe que el AG Fuenlabrada ha conseguido desarrollar un baloncesto “fácil, dinámico y efectivo”, por lo que el choque será duro. Aún así, va a por todas


Como cada viernes, Manolo Hussein ha ofrecido una rueda de prensa en la que ha hablado tanto de la evolución del CB Murcia a lo largo de esta semana, como de la situación ante el partido de este domingo frente al Alta Gestión Fuenlabrada. Como era de esperar, ha comenzado hablando del tema que más preocupa a todos: las bajas. En realidad, aún no hay nada seguro, pero lo que sí está claro es que la enfermería del conjunto murciano esta semana ha estado concurrida, debido a un virus que se ha contagiado en el vestuario y ha llegado incluso al preparador físico y al fisioterapeuta.

Ahora mismo, el jugador que se encuentra en el punto de mira es Chris Thomas. Como explica Hussein, el base “ha tenido que ir al hospital San Carlos a las 5 de la mañana, ya que se encontraba realmente mal”. Es pronto para adelantar acontecimientos, pero se duda de que el americano pueda comparecer en el choque del domingo. Jesse Young, por su parte, no pudo entrenar ayer por gastroenteritis y actualmente, hay otros jugadores con algunas molestias, como Diego Fajardo y Óscar García, que tienen “décimas de fiebre”. En cambio, la situación de Donatas Slanina es más positiva. A pesar de que ha pasado una bronquitis, el lituano “se incorporó ayer”, aunque “todavía tiene mucha tos”.

Obviamente, todo esto son trabas para el partido. Aún así, Hussein considera que hay que ganar “con lo que sea”: “Me resulta preocupante no poder contar con algunos jugadores, pero la mentalidad con la que tenemos que salir a pista no cambia. Estén los que estén, nuestra obligación es salir a ganar”. Por ello, está claro que, si las cosas no cambian, habrá que llevar a cabo “algún ajuste táctico”, al tiempo que habrá que “intentar reconvertir a algún jugador en alguna posición”.

Esto deja entrever que el próximo encuentro va a resultar especialmente duro. Además, el rival, que, con un balance 7/9, ocupa el noveno puesto de la tabla, tiene calidad: “Han fichado a algunos jugadores a los que han rentabilizado al máximo, juegan como un equipo, en el que, además, cada uno tiene perfectamente asumido su rol”. Asimismo, esta temporada el Alta Gestión está jugando “al límite” y “lo está haciendo realmente bien”, desarrollando un baloncesto “fácil, dinámico y efectivo”, con un juego ofensivo “brillante y eficaz”. Esto es propiciado por jugadores que están rindiendo a un nivel alto, “probablemente por encima del esperado”. Un ejemplo de esto son Brad Oleson y Saúl Blanco: “Se esperaba que lo hicieran bien, pero no tanto”.

El técnico también ha destacado la figura de Peter J. Ramos, un jugador que, bajo su punto de vista, “ha crecido”, sobre todo en el ámbito defensivo: “Ahora, realmente, intimida y hace complicado anotar cerca de su canasta”. Al mismo tiempo, el grancanario ha afirmado que, en ataque, el pívot también ha adquirido “un peso específico”. Además, “tiene cuatros que pueden abrir el campo y facilitar la penetración, como Tskitishvili o Mainoldi”. Asimismo, ha destacado que “Valters también lo está haciendo muy bien”.

Con todo ello, Hussein considera que el Alta Gestión se ha ganado “respeto y credibilidad en la competición”, asentándose como un equipo fuerte. Sin embargo, el entrenador también mantiene que le sigue pareciendo un conjunto al que se puede medir con optimismo: “No cabe ninguna duda de que podemos competir con ellos”. También explica que, para ello, sus pupilos tendrán que controlar “los nervios y la ansiedad” que genera la “necesidad de ganar”. Es posible, además, que Fuenlabrada utilice este estado en su favor, haciendo cometer errores al local. El canario ha explicado cuál es la clave para evitarlo: “Tenemos que pensar que va a haber diecisiete partidos en esta segunda vuelta que van a ser así. Cuanto antes aprendamos la lección, mucho mejor”.

En cuanto a la clasificación, el entrenador murciano no se encuentra especialmente preocupado y tampoco cree que sus efectivos fijen su atención en la tabla: “En este momento, los jugadores tienen claro que hay que ganar al Fuenlabrada”. En lo que a él concierne, reconoce que la primera vuelta “no ha sido todo lo buena que debería”, pero también sabe que “la temporada es muy larga y no cuenta lo que ocurre sólo en la primera vuelta”, sino la situación final, el momento en el que termina la Liga. ( audio 1) ( audio 2) ( audio 3) ( audio 4) ( audio 5) ( audio 6)
fuente

Club Baloncesto Murcia, S.A.D.