13 Mayo 2006




El Fundación Polaris World BSR ha conseguido el objetivo planteado a principio de temporada, al vencer esta tarde al Bizkaia Zuharrak por 81-51. De esta forma ya se ha materializado el ascenso a la máxima categoría de esta modalidad deportiva. Mañana jugará la final contra Burgos a partir de las 12:00 horas en el Polideportivo El Plantío, después de que los organizadores alcanzaran su pase al ganar al AMIAB Albacete por 73-65.

La concentración y el buen juego durante todo el partido de los murcianos han dejado sin opciones a los bilbaínos, superados desde el primer minuto por la rapidez y acierto de los pupilos de Feriani. Shaun Gronners y Carlos Olivares no dejaban de anotar, mientras el malagueño Jesús Romero se dedicaba a cortar el juego de Bizkaia propiciando numerosos contraataques para su equipo.

Esta intensidad defensiva y capacidad anotadora llevó al Fundación Polaris World a conseguir un resultado de 29-12 en el primer parcial, mostrando la diferencia entre ambos conjuntos, sobre todo en el plano físico.

Los cambos introducidos, Tania, Paco Ramírez y Sergio, no modificaron el juego del bloque polarista, que continuó los primeros minutos del segundo cuarto con el mismo ímpetu para abrir ventaja en el marcador.

Antes del descanso los murcianos rebajaron el ritmo pero la distancia era ya demasiado importante. Dos discutidas faltas señaladas al capitán Olivares cerraron la primera parte, dejando una ventaja al descanso de 24 puntos (48-24).

La segunda mitad mantuvo la misma tónica, con un Fundación PW rápido en las transiciones, fuerte en defensa y manteniendo la cómoda ventaja conseguida en los anteriores períodos. En ese transcurrir de minutos, los de la capital del Segura alcanzaron su máxima diferencia a falta de cinco minutos para el final, con una canasta de Carlos Lalanda que dejó el electrónico en 76-40.

En los últimos instantes del encuentro, la alegría ya se respiraba en las filas murcianas y en todos los aficionados que acudieron al José Luis Talamillo a apoyarles. La emoción se desbordó con el pitido final tras la consecución del objetivo y todos los integrantes de la plantilla lo celebraron en el centro de la pista.

Juan Martínez: “Sentimos una emoción muy grande”.
Miguel Ángel Serrano: “Se ha hecho justicia y merecemos estar en División de Honor. Hemos pasado muchos nervios y ahora toca asimilar lo conseguido”.
fuente

Miguelín Martínez, Polaris World C.B. Murcia