15 Febrero 2018

Este fin de semana el UCAM Murcia CF recibe al Betis Deportivo. El filial verdiblanco viene de empatar a uno ante el Melilla y es decimosexto con veintisiete puntos. Actualmente marca la zona de playout igualado a puntos con el Jumilla, que marca el descenso, y a dos del Recreativo de Huelva, que a día de hoy mantendría la categoría.

Los de José Juan Romero se encuentran en una posición delicada y, aunque de los últimos cinco partidos únicamente han perdido uno, no terminan de alejarse de los puestos que certifican el descenso a Tercera División. Se trata de un equipo cuya producción ofensiva en más que notable y así lo confirman treinta y un goles anotados en lo que va de temporada. Buena parte de culpa de esa situación la ha tenido Loren Morón, que con diecisiete tantos ha conseguido más del 50% de los de su equipo. Sin embargo, hace unas semanas que Loren abandonó la disciplina del filial y pasó a la del primer equipo, lo que, sin duda, va a hacer más complicado el tramo final de temporada al Betis Deportivo.

Loren Morón, con 17 tantos, ha anotado el 55% de los goles del Betis Deportivo

A pesar de que la producción ofensiva del equipo es superior a muchos de los equipos de la zona alta de la clasificación, presenta un problema a nivel defensivo. El filial verdiblanco es, con cuarenta y un goles recibidos, el segundo equipo del Grupo IV que más goles encaja, solo superado por el Lorca Deportiva, que le han marcado cuarenta y seis.

Es el segundo equipo del Grupo IV que más goles recibe

Otro factor importante del conjunto que dirige José Juan Romero son los resultados que obtiene en casa y como visitante. Si jugando como local ha ganado cinco de los trece partidos disputados y ha sumado veintiún puntos en lo que va temporada, fuera de casa las cosas son radicalmente opuestas. Lejos de Sevilla únicamente ha conseguido llevarse los tres puntos en una ocasión y tan solo sumas seis en los doce encuentros que ha jugado.

No obstante, como la gran mayoría de filiales, cuenta en su plantilla con jugadores jóvenes de una gran calidad y que en cualquier momento pueden decidir un partido. En su contra juega precisamente eso, ya que la situación que atraviesa el equipo, debido a la falta de experiencia, puede jugar en su contra.

Por Miguel Marín.