21 Abril 2018

Munitis pasó por sala de prensa tras el partido ante el Mérida y valoró así el encuentro:

"Es un día de sensaciones encontradas. Por un lado, tristes. Por el otro, orgullosos. Se ha vuelto a dar un partido en el que entramos bien, pero la ansiedad nos hace difícil tener el control. Por momentos, no somos capaces de tener paciencia".

"Los primeros 35' hemos controlado totalmente el partido. Pudimos habernos adelantado. Luego, el equipo se cayó, pero hemos gestionado mejor la segunda parte que en otras ocasiones".

"En el mejor momento del partido, nos han marcado. Tenemos la sensación de que con muy poco nos hacen mucho, y nosotros haciendo mucho, conseguimos poco".

"Hemos conseguido el empate por empuje, de una forma más desordenada. Pero estoy orgulloso porque, en la situación que estamos, no abandona nadie y seguimos dándolo todo".

"Nuestra forma de jugar condiciona al rival".

"Cuando los resultados no llegan, lo fácil es volvernos locos y perder la objetividad".

"El fútbol es caprichoso, el juego que hacemos no se traduce en resultados y eso nos afecta a nivel de confianza".

"En esta situación es difícil jugar a lo que queremos. Pero por momentos somos capaces de hacerlo".

"Nos llegan a puerta y nos matan. Nosotros no estamos con la suerte de cara a gol".