El conjunto universitario es el conjunto que menos tantos ha encajado (5) del grupo IV de Segunda División ‘B’. Un dato que también le coloca en el podio de los mejores de los 80 equipos de la categoría de bronce del fútbol español. Miguel Escalona celebró su partido número 50 con la camiseta del UCAM CF en el Nuevo Los Cármenes con el Zamora.
20 Octubre 2015

El Universidad Católica de Murcia Club de Fútbol es el conjunto que menos goles ha encajado de los 20 que componen el grupo IV de Segunda División ‘B’. El equipo que entrena José María Salmerón sólo ha recibido cinco goles en las primeras nueve jornadas de la presente temporada, por lo que promedia un coeficiente de 0’55 tantos por encuentro. Un peldaño por debajo se encuentran Cádiz, Mérida, La Hoya Lorca y Linares Deportivo, que han encajado un gol más (6) que los universitarios.

Los excelentes números en lo que respecta a la faceta defensiva se hacen extensibles a nivel nacional. El club murciano se ubica en el podio de los equipos de componen los cuatro grupos de la categoría de bronce del fútbol español. Sólo lo supera el Barakaldo, equipo vasco que milita en el Grupo II con tres tantos encajados y el conjunto castellano-leonés del Guijuelo, del grupo GI con cuatro goles recibidos. Asimismo, tanto el UD Logroñés como el Sestao empatan a cinco goles con los de Salmerón.

Escalona, Zamora en su partido 50 con el UCAM CF

El gran artífice de que los equipos rivales no perforen con facilidad la meta universitaria es Miguel Escalona. El portero riojano ha sido un seguro a lo largo de la presente temporada, atajando disparos de todo tipo. Una cualidad que le alza con el ‘título’ honorífico de Zamora del grupo IV de Segunda División ‘B’. Le siguen el exgrana Alberto Cifuentes, guardameta del Cádiz, Raúl Moreno, del Mérida, y Salcedo, portero de La Hoya Lorca, todos ellos con seis tantos recibidos y un promedio de 0,67 goles por partido.

El gran momento de forma por el que atraviesa Escalona no es casualidad. Desde que llegó al UCAM CF el verano de 2014 ha demostrado unas dotes de gran portero, ostentando durante varias jornadas el Zamora, tanto la temporada pasada como esta. De hecho, en una campaña y un cuarto de la siguiente ya suma 50 partidos defendiendo la portería universitaria. Una cifra que alcanzó el pasado sábado en el estadio Nuevo Los Cármenes de Granada, en el encuentro ante el filial nazarí y que se saldó con un empate a un tanto.