14 Diciembre 2007

El técnico del Polaris World C.B. Murcia piensa del CajaSol que “es un equipo que no debería estar donde está, porque está diseñado para otro objetivo”


Manolo, en primer lugar... ¿Cómo se encuentra el equipo físicamente?
A día de hoy está todo el equipo bien. Ha habido algunos problemas con algunos, pero bueno... contusiones básicamente, pero no hemos tenido contratiempos. Quizás, lo único ha sido lo de Pedro Robles, pero ya hace una semana que está entrenando normal y confiamos que siga así, ya que precisamente la mejor novedad es que no ha habido novedad.

¿Has tocado esta semana ‘la tecla’ que hace falta para empezar a ganar fuera?
No lo sé, eso lo sabremos el sábado a las nueve. Ahora no sé si será el momento; yo puedo intuir un tipo de presentimiento en función del trabajo, pero al final lo que yo piense no es lo que cuenta, porque cuenta lo que nosotros hagamos en la pista. Lo que cuenta son los hechos.

El CajaSol está por debajo del Polaris World en la clasificación, pero por ejemplo le ha ganado al Barça...
Si realmente se mira la clasificación para hacer un diagnóstico de un equipo, no es una buena idea, entre otras cosas, porque cada jornada todos los equipos están demostrando en algunos momentos que los cambios que se producen de una jornada a la otra –por ejemplo en nuestro caso- son grandes. Ante el Barça jugaron realmente bien, porque es un equipo con jugadores interesantes, con equilibrio, porque tiene un juego interior poderoso, grandes tiradores y un buen director de juego norteamericano. En principio, no debería estar donde está, porque está diseñado para otro objetivo, pero esta competición es como es.
De todas formas, para mí es lo mismo. No me preocupa excesivamente el equipo contrario. Respetamos a nuestro rival, pero lo que nos preocupa es como llegamos nosotros y las condiciones en las que vamos a competir.

En cualquier caso, si se juega como el domingo ante el TAU, habrá pocas preocupaciones...
Mi preocupación es que el equipo esté siempre como tiene que estar y, a día de hoy, todavía fuera de casa no lo hemos conseguido. Quizás esa es la gran incógnita que tenemos que resolver. Lo de vender esperanza y vender ilusión está muy bien, pero tenemos que ponernos manos a la obra y lo que se ha demostrado es que somos un equipo aquí y otro fuera. Quizás nuestra gran ambición es jugar de la misma manera y está claro que es un problema que radica en nuestra ambición, porque si no tampoco es muy comprensible. Vamos a intentarlo y también es verdad que Sevilla está muy necesitada. Tenemos que empezar a competir mejor fuera de casa para conseguir más victorias, porque no solamente con lo que hagamos en nuestra pista podemos asegurar de alguna manera nuestros objetivos. Tenemos que intentar sumar fuera porque en nuestra pista seguramente también perderemos partidos.

La laguna del equipo fuera de casa no es característica de este año, pues se arrastra de la campaña anterior...
Bueno, lo que ocurre en esta categoría es que todo el mundo obvia que no es fácil ganar en esta competición. Por ejemplo, ahora vamos a Sevilla, pero ellos tampoco han ganado aún fuera de casa, al igual que el Gran Canaria y otros equipos más. Es una competición muy dura, en donde la igualdad de los equipos es muy latente, independientemente del objetivo, porque todo se fundamenta –en un 80%- en lo que hagas en tu pista. Por lo tanto, la gente juega en su pista con una determinación importante. Para mí, más que ganar o no ganar, lo que más me preocupa es que seamos capaces de jugar igual que ante el TAU, porque entonces nuestras opciones de ganar aumentan.

Si se gana al CajaSol... ¿se podría empezar a pensar en la Copa del Rey?
Nuestro objetivo es ser sólidos. Sumar en Sevilla es muy importante, porque en principio nos acerca a lo primero que queremos que es la permanencia. Luego, sumar en Sevilla significaría que podemos tener opciones de algo más en la primera vuelta. Pero, no vamos a jugar con el objetivo pendiente de la Copa, sino con el de cambiar nuestra cara fuera de Murcia.

¿Cuál es la valoración de Manolo Hussein tras once jornadas disputadas?
Pues que indudablemente tenemos un amplio margen de mejora; si dijese lo contrario, sería un estúpido. El margen para mejorar al equipo es muy grande y además en todos los aspectos del juego: en el crecimiento en ataque, en la intensidad defensiva, en las rotaciones, en el nivel del equipo en cuanto a competir... estamos donde nos toca estar, pero no es eso lo que queremos, sino seguir evolucionando como equipo y ver si tenemos otras metas. A día de hoy nuestro techo está muy lejos.
fuente

Polaris World C.B. Murcia