30 Noviembre 2007

El técnico del Polaris World C.B. Murcia piensa que “el DKV Joventut juega fácil, es un equipo sólido y con jugadores que entienden perfectamente su rol”


Manolo, ¿Cuáles son las opciones existentes para el próximo partido?
Está claro que jugamos contra el líder de la competición y que podemos encontrar muchas dificultades, pero se trata de sacar el suficiente entusiasmo para enfrentarnos a ellas.

¿Cómo han transcurrido los entrenamientos a lo largo de esta semana?
Hemos tenido algunos problemas. Empezando por la lesión de Pedro (Robles). Además, Fede (Kammerichs) estuvo hasta el miércoles sin poder entrenar y ayer Chris (Thomas) tampoco trabajó, por precaución, ya que tenía una pequeña distensión en la zona del soax. Pensamos que podrá jugar el partido, pero tendremos que ver su evolución.

A parte de eso, se ha tratado de una semana normal. No he visto al equipo especialmente afectado por la derrota contra el Madrid. Creo que hay muchas maneras de perder y nosotros competimos bien.

La única cita que ha perdido el DKV Joventut fue la que jugó en casa contra el iurbentia Bilbao Basket, ¿ha sido esa disputa un referente a lo largo de la semana?
El partido de Bilbao no tiene por qué ser un referente, porque cada encuentro es absolutamente diferente. Ese día, el DKV hizo lo mismo que en otras ocasiones, pero el problema fue que no metió las canastas.

¿Qué opinas de tu próximo rival?
No lo conozco demasiado. Parece que, a día de hoy, está jugando fácil, con un ritmo de juego elevado y, a veces, es difícil seguirles. Además, tienen unos porcentajes de tiro muy altos. Su filosofía, tanto ofensiva como defensiva, consiste en presionar mucho, por eso llevan una media de 90 puntos por partido.

Se encuentran muy sólidos y cuentan con muchos baloncestistas de un nivel similar que, además, entienden perfectamente su rol. El jugador tiene que dejar de ser egoísta y pensar en el equipo, y en el DKV son bastante solidarios.

Pienso que tenemos que jugar el partido a un ritmo distinto del que quiera imponernos el adversario. No va a ser fácil, porque es difícil abstraerse de su ritmo frenético. Por tanto, creo que necesitamos una gran dosis de inteligencia para ganar.

¿Cómo ves a Jared Reiner? ¿Has encontrado ya un sitio para él?
Cuando un jugador viene de Estados Unidos, tiene que adaptarse. En ese aspecto, Jared tiene que ceder. Además, como se perdió la pretemporada, no se encuentra en su mejor nivel. Todos estamos intentando ayudarle, pero también necesitamos que entienda que tiene que darnos más en todos los aspectos del juego.

¿Qué opinas de la gran cantidad de jugadores nacionales que están sobresaliendo actualmente?
Para mí, el nivel técnico y táctico de los jugadores jóvenes europeos es mucho mejor que el de los americanos. Lo primero, porque aquí llevamos a cabo un juego colectivo, mientras que el de allí es más individual. Lo segundo es que se les están dando muchas oportunidades. Lo que hacen Ricky (Rubio) y Rudy (Fernández) es impresionante, ya que sólo tienen 17 años. Además, los entrenadores lo están haciendo muy bien, los están dosificando y haciendo madurar.

Los americanos ya no son la panacea. Los jóvenes juegan sin complejos, son entrenables y escuchan. Lo más importante para ellos es mantener la ambición al mismo nivel que la humildad. De momento, Juanjo Triguero es uno de ellos. No tiene límites.


fuente

Polaris World C.B. Murcia