09 Noviembre 2007

El técnico del Polaris World C.B. Murcia augura “un encuentro duro, ante un conjunto guerrero, que nunca se va del partido”


Manolo, ¿es este partido ante el Menorca un encuentro más complicado que el de Akasvayu?
No, no lo creo, estoy seguro. Además, bastante más.

A priori, Akasvayu era mejor equipo que Menorca…
Creo que el partido va a ser más difícil por un componente también de juego, porque en contra de lo que pueden decir los números, Menorca es un equipo defensivamente más duro que Gerona. Creo que al hacer el análisis de Menorca todo el mundo se olvida que en dos semanas han incorporado dos jugadores interiores que no estaban el resto de partidos: Paul Shirley y Varda. Ellos no son el mismo equipo y lo demostraron en Málaga, una pista muy complicada donde a nosotros Unicaja nos pasó por encima.
Menorca es un equipo bien diseñado, tienen prácticamente dos buenos jugadores por puesto y a día de hoy su juego interior ha mejorado. Paul Shirley no está al 100% físicamente, pero su presencia física es muy importante. Esto, unido a su capacidad defensiva –donde creo que son bastante guerreros- y a la necesidad de ganar con la que vienen, les hace ser más fuertes. Todo esto hace que para nosotros sea más difícil que el día de Gerona.

Lo cierto es que ganar fuera es importante, pero en casa es fundamental…
Sí, nosotros tenemos claro que los partidos que tenemos que jugar en casa, nuestra obligación es ganarlos todos. Sabemos de la dificultad, además si este partido es contra un rival que a priori tiene los mismos objetivos que tú, que es la permanencia, no puedes dejar escapar la victoria, porque seguro que en el futuro –en medio de la competición-, te puedes acordar mucho de ese error.
El año pasado además lo vimos, porque permanecimos con 13 victorias -11 en casa y 2 fuera- y este año también debe ser así. Yo considero que un equipo empieza a ser sólido porque mantiene inexpugnable un poco su feudo. Nosotros tenemos que seguir esa línea, además ante un conjunto que juega nuestra misma liga, porque nuestro objetivo paralelo es la permanencia.

¿Crees que la llave del partido será el juego interior?
No, no creo que todo se vaya a decidir bajo el tablero, porque por ejemplo Varda y Shirley son jugadores que se abren. A mi me preocupa el juego interior, en el sentido que si somos capaces de con nuestra presencia física restar esa presencia física de ellos: todo lo que son puntos desde el interior suyos, rebotes ofensivos suyos, intentar nosotros dominar un poco el rebote de ataque en su tablero, porque son un equipo que ahí son bastante consistentes.
Entonces, no es que sea la llave o la clave del partido, porque hay otros aspectos del juego también importantes, aunque sí es determinante. Es verdad que Moss es de los más valorados de la liga, Fernández de los más importantes en su puesto, Varda sale de Madrid… así que son jugadores muy importantes, por lo que vamos a ver si somos capaces de luchar físicamente contra ellos y también dominar otros aspectos del juego.

¿Será un partido algo especial por la emotividad que se vivió ante ellos el año pasado (cuando ambos eludieron el descenso)?
No, a mi aquel partido me recuerda que ganamos de forma agónica. Tengo la sensación de que ahora va a ser tan agónico y difícil como ese. Ojalá el resultado final sea el mismo. La sensación que tengo es de dificultad y hay cosas que tengo muy presentes.
Mi sensación también es que Menorca es un conjunto duro, con muchos argumentos y más este año con Marinovic –un base anotador y con un juego absorbente-, la línea exterior es muy buena, la defensa es muy sólida, con Cazorla, Ivanov…
Me parece el típico equipo que hay que sacarlo varias veces del partido si quieres ganar. Son equipos que cuando tienen la necesidad de sumar victorias son muy difíciles de ganar, porque además sabes que no se van a ir del partido.
Es muy guerrero, muy intenso y me merece muchísimo respeto, porque creo que es mucho mejor equipo que el que dice la clasificación.

En esta ocasión y dada la celebración por parte del club del ‘día del abonado’, el equipo estará más arropado aún…
Sí, además yo preferiría que el pabellón se llenara más este domingo que cuando juguemos contra el Real Madrid. El equipo necesita el apoyo del público siempre, pero en estos partidos que vamos a tener ahora con rivales muy directos, sería importante para los jugadores el cariño, porque supone un extra que aporta el aficionado.
Creo que el aficionado tiene un motivo para venir al Palacio de Deportes, porque su equipo está jugando bien en casa, está bien clasificado y a parte su equipo lo necesita. Por ello, creo que la iniciativa del club es muy buena y que debería repetirse, porque así nunca nadie podría tener una excusa de que no hacen nada. En este caso, no es así, el club está ofreciendo diferentes alternativas como para que la gente se enganche… lo que falta es que vengan. Luego, nosotros intentaremos con nuestro juego terminar de reengancharlos en la pista.

Por último, ¿Cómo ha pasado la plantilla esta semana y cómo se encuentra físicamente?
Esta semana no hemos tenido grandes complicaciones. Hubo un momento en el que Marco tuvo una sobrecarga en la espalda, pero ya está bien. Lo demás ya lo sabemos, hay jugadores que están intentando mejorar físicamente, como Robles y Reiner, que ya están un poquito mejor. En líneas generales llegamos bien, aunque faltan todavía 48 horas.
fuente

Polaris World C.B. Murcia